Deja a su hija de 12 años manejar sola un todoterreno y ella atropella mortalmente a un peatón y su perro.

Tomas Mejía Tol acaba de ser condenado bajo el cargo de homicidio negligente, por dejar que su hija de 12 años, manejara sola su todoterreno en el estacionamiento de un conjunto de apartamentos en Houston, Texas. La menor estaba aprendiendo a conducir y, al pisar el acelerador sin cuidado, arrolló a un hombre que había sacado a pasear a sus perros. El vehículo se estrelló contra un árbol. En el asiento trasero se encontró a un niño de 2 años de edad; hecho que agravó el arresto de Mejía.

Enrique Vazquez, de 47 años de edad, falleció al llegar al hospital tras el incidente. Uno de sus perros también resultó muerto.

Vazquez, de origen mexicano, estaba trabajando en Estados Unidos para pagar los gastos médicos de su madre. Su hermano Fernando, lejos de culpar a la menor, ha afirmado que es el padre quien debe pagar las consecuencias. Con el objetivo de repatriar el cuerpo de su familiar, ha iniciado una campaña en GoFundMe.

Secured By miniOrange